Razonamientos para una buena Educación a Distancia.

    

Al comenzar hablar de criterios es importante saber o conocer los ámbitos educativos que enriquecen la educación a distancia, por lo cual, el autor propone propuestas de otros escritores los cuales aportan teorías que ofrecen una perspectiva. Por ende, el modelo teórico del diálogo didáctico mediado lo apoya en dicho apartado que ha configurado en cuatro componentes esenciales mediante los que da a significar los componentes principales, las diferentes tipologías de diálogo que se presentan en la educación a distancia, a la vez que las grandes etapas que ha supuestos la incorporación progresiva de los diferentes recursos educativos a esta modalidad. Igualmente se pretende reflejar los flujos de comunicación y los procesos que se pueden implementar en un sistema de educación a distancia.

Por lo tanto, el propósito del autor es ir cerrando con un aporte teórico, integrador y global de los diferentes autores. Así mismo, nos hace mención sobre el diálogo didáctico mediado, basa su propuesta en la comunicación a través de los medios que, cuando se trata de los materiales, descansa en el autoestudio y cuando se trata de las vías de comunicación, se apoya en la interacción vertical y horizontal. En verdad, la base de la educación a distancia, es su rasgo más destacado al diferenciarla de la modalidad presencial, es su característica de comunicación mediada entre docentes y alumno. Es así, que un diálogo donde el estudiante no se limite a responder, sino a preguntar o a iniciar el mismo. Aun así, el autor hace cavidad de algunos aportes Teóricos como: Holmberg, Anderson y Elloumi, Garrison, Moore, entre otros.

En los criterios de la educación a distancia hoy en día se ha considerado como independiente y autónoma del educando. Ya que, quienes están o estamos inmersos en el mundo de las tecnologías, podemos decir que el termino educación a distancia puede tener una serie de variantes las cuales se integran en un proceso, individual y colectivo, permitiendo la formación, actualización y renovación del conocimiento. Por lo cual, el proceso educativo en sus diferentes variantes se apoya en el uso de diferentes tecnologías de información y comunicación (TIC), adicionalmente en algunos casos se basa en el uso de Internet promoviendo un aprendizaje colaborativo, abierto y flexible.

De acuerdo con Holmberg (1985), se entendía la educación a distancia como un servicio al alumno para el estudio individual, que cada cual realizaba por sí mismo, de tal manera, al considerarse los encuentros presenciales entre estudiantes y profesores, en muchas de las ocasiones no estaban previstas y no se reconocía como requerimiento del sistema, es sin duda que la introducción a la educación a distancia y las computadoras en la educación está marcando una nueva pauta y nuevas formas de hacer la E-D (Educación a Distancia). También, otra parte es la docencia en las instituciones a distancia, sobre todo en las macro instituciones, más que en el profesor individual, donde se visualizan los equipos, en la institución. De los cuales depende el aprendizaje del alumno donde se genera el trabajo cooperativo y colaborativo, siendo esta una base fundamental para dar paso a la E-D y sobre todo que haya una empatía donde se promueva a los estudiantes el sentimiento de pertinencia y la motivación para aprender.

Concluimos señalando que los modelos teóricos que hace mención el autor Arieto, hacen énfasis en lo que es la educación a distancia, donde se presentan las diversas propuestas para mejorar el aprendizaje que se lleva a distancia, por lo cual, es importante señalar que en el texto se hace una recopilación sobre ciertas propuestas educativas, de esta manera, se atiende el modelo de educación a distancia, de lo cual, se manifiesta la necesaria intervención de profesores(as) en educación, como en las áreas de: pedagogía, psicología, tecnologías de información, telecomunicaciones, medios de comunicación y diseñadores gráficos. Por lo tanto, cada aportación nos ofrece un cambio bueno y benéfico para la sociedad. 

 

Bibliografía

Anderson, T. y Elloumi, F.(2004). Theory and Practice of online learning. Canada: Athabasca Uhi.tamu.edu/university.

Baath, J. (1984, mayo).pride and prejudice among distance educators. ICDE. Bulletin, núm.5.

Chaney, B. (s.f.). History, theory, and quality indicators of distance: a literature review. Recuperado de http://ohi.tamu.edu/distanceed.pdf

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s